El esposo y la amante se burlan de ella llamándola ” vaca y gorda” – la venganza de la mujer fue brillante.

¿Qué harías si te enteras de que tu esposo te engaña con otra, y no conforme con eso, se burla de tu peso con su amante? Una mujer siempre cree que su matrimonio será duradero, pero lamentablemente, algunas veces no es así. Esto le sucedió a una mujer llamada Betsy Ayala, quien tenía 17 años de casada y una bebé de pocos meses. Conoce aquí la historia de su venganza.



El porqué de la venganza

Betsy vivía un matrimonio feliz, del cual resultó una hermosa bebé. En el tiempo de embarazo, ella subió de peso en exceso, alcanzando los 120 Kg. Antes de llegar Navidad, Betsy se enteró de la peor manera que su esposo la engañaba.

Leyó algunos mensajes de su esposo en los que conversaba con su amante. No solo eso, la mencionaban y se burlaban de su figura con adjetivos como “gorda” o “vaca”. Su corazón se lastimó grandemente por la magnitud de esta traición.



Su aumento de peso repentino era difícil de combatir. Esta mujer había adquirido malos hábitos alimenticios durante el embarazo. Por esa razón, se le dificultaba bajar de peso. Así que los mensajes despectivos de su esposo fueron motivo para que Betsy cayera en una gran depresión. Pero esta bella mujer no se dio por vencida, su hija era lo más importante, así que recobró valor y planeó su venganza.



El final feliz de Betsy



Después de separarse de su esposo, decidió ir a terapia psicológica y motivacional. Su meta no era fácil de alcanzar, pero ya había determinado darle un giro a su vida. Así, su hija se sentiría orgullosa de ella al crecer. Tomó la decisión de acudir a un especialista que la asesorara como podría perder peso en poco tiempo y de manera saludable.



No solo eso, también se concentró en alcanzar sus objetivos, aunque implicara grandes sacrificios. Recibió durante el proceso el apoyo incondicional de su hermana. Entre las cosas que Betsy realizó se destaca un duro entrenamiento de su cuerpo para bajar rápido de peso. Combinó las pesas con la gimnasia y el ejercicio aeróbico, moldeando su figura sin necesidad de intervención quirúrgica.



Tan sólo un año después, lucía irreconocible. Además esto produjo un efecto dominó para su beneficio. Su nueva figura aumentaba su autoestima, al recordar toda la lucha que había detrás de ella. Y a su vez, su nueva personalidad atrajo muchas nuevas amistades a su vida.



Hoy en día, Betsy se siente satisfecha con su cuerpo, y orgullosa de su cambio. De hecho, agradece el mal momento que atravesó en ese tiempo. Asegura que si no hubiera sido por el impulso que le nació al recibir tantas burlas, no hubiese hecho tal cambio.



En el presente, Betsy luce una espectacular figura y sigue cuidando su cuerpo. Ahora al lado de su nueva pareja, que tampoco está nada mal, se encarga de la crianza de su bella hija. ¿Qué te ha parecido esta motivadora historia? Si te pasa algo similar, ¡no te desanimes y sigue el ejemplo de Betsy!




Si te Gusto el Articulo, Regalanos un Me Gusta

Te Recomendamos